Planetas Retrógrados en 2018

0

En 2018 retrogradan los llamados planetas personales: Mercurio, Venus y Marte.

Una retrogradación es un fenómeno astronómico natural bastante común, por ejemplo, el paneta Mercurio retrograda tres veces al año, Venus lo hace cada año y medio, y Marte cada dos años aproximadamente. Sin embargo, durante el 2018, estos los tres astros entrarán en su fase retrógrada.

La retrogradación de un planeta no es un movimiento real, sino una ilusión óptica. Visto desde la Tierra pareciera que el planeta va perdiendo velocidad hasta que se detiene totalmente, entonces se estaciona y comienza a marchar hacia atrás por un determinado período. Esto sucede cuando la Tierra, en su revolución alrededor del Sol alcanza y adelanta la órbita de otro planeta.

Desde el punto de vista astrológico cada planeta representa principios interiores o cualidades psicológicas del ser. A  Mercurio se lo relaciona con la comunicación, la mente lógica y racional, el intercambio intelectual, la aptitud de negociación y la capacidad cognitiva.Venus representa el intercambio afectivo y amoroso, la autovaloración, la escala de valores, el dinero y el sentido estético. Marte representa la fuerza, el coraje, la capacidad de acción, la determinación, el emprendimiento, y la lucha, entre otras cosas.

Cuando estos planetas están retrógrados,  los principios que representan se vuelven hacia adentro, hacia lo interno, y se activa un proceso, no siempre consciente de reflexión, introversión y recogimiento.

 

MERCURIO

Mercurio rige los signos de Géminis y Virgo cuyos elementos corresponden al aire y a la tierra respectivamente,. Tiene una fase retrógrada de 22 días aproximadamente, y lo hace tres veces al año. La tradición astrológica siempre recomienda no firmar contratos, documentos, no realizar mudanzas, ni compras importantes en estos períodos. Sin embargo, los intercambios comerciales y la actividad financiera en el mundo no cesan porque Mercurio retrograde.

Es cierto que en estos períodos surgen confusiones de todo tipo, que generan complicaciones y perturban nuestra rutina. Por lo que es aconsejable, en el caso de que deban realizarse ciertas operaciones, como compra de pasajes, análisis clínicos, firma de contrato laboral, firmas en cualquier tipo de documentos, compra venta de inmuebles, de auto, moto, bicicleta o cualquier tipo de transporte, compra de computadoras o electrodomésticos, que se dedique especial atención y tiempo para revisar fechas y leer las letras chicas de los documentos, porque  aumentan las posibilidades de errores y malentendidos, los que pueden evidenciarse cuando el planeta se vuelve directo, ocasionando desacuerdos entre los involucrados, puesto que la mente racional no estuvo funcionando con el mismo grado de objetividad en ese tiempo.

¡Prestar mayor atención es la clave!

Si tu cumpleaños coincide con la retrogradación de Mercurio, será un año excelente para la investigación en cualquier ámbito, pues el pensamiento tiende a ser introspectivo y reflexivo. En general cuando Mercurio está retrógrado, es un excelente tiempo para reconsiderar,estudiar o analizar cualquier materia, proyecto o asunto importante que se tenga entre manos, porque la mente funciona con mayor profundidad, sacando mejores conclusiones y dando óptimos resultados. Por esta razón será un excelente período para realizar estudios, tesis y exámenes finales, puesto que esto requiere revisar la materia y los conocimientos previamente adquiridos.

Las fases de Mercurio retrógrado durante el 2018, serán las siguientes:

  1. Del 24 de marzo al 16 de abril – de 16º51’ al 4º48’ de Aries.
  2. Del 27 de julio al 20 de agosto – de 23º26’ al 11º 34º de Leo.
  3. Del 18 de noviembre al 7 de diciembre – de 13º25’ de Sagitario a 27º16’ de Escorpio.

Prácticamente Mercurio estará retrogradando por signos del elemento fuego, esto nos ayudará a reconocer la necesidad de renovación en cuanto a nuestra capacidad de formular y expresar ideas, reconociendo que las palabras son símbolos que se originan desde lo abstracto y nos permiten traducir nuestras percepciones sensoriales con creatividad, espontaneidad e inspiración. Mercurio retrogradando por el elemento fuego nos ayuda a comprender la necesidad de desnaturalizar aquellos conceptos cristalizados, para encontrar una nueva frescura en la conceptualización de ideas y en la comunicación.

 

VENUS

Venus rige los signos de Tauro y de Libra, cuyos elementos corresponden a la tierra y al aire respectivamente, esto plantea una dualidad, la Venus de Tauro es más terrena, sensual y deseosa de satisfacer sus propios gustos y placeres, mientras que la Venus de Libra es más social, idealista, refinada, cerebral y con un fuerte deseo de complacer a los demás.  La energía de este planeta se asocia a la creatividad, la armonía y el equilibrio en todas sus formas y en las relaciones.

La de retrogradación de Venus es de 42 días y se repite cada año y medio aproximadamente. Este ciclo nos invita a hacer un viaje a nuestras profundidades e indagar en nuestros sentimientos, en cómo nos estamos relacionando con nosotros mismos y con el mundo.  Incide en nuestras respuestas emocionales y en nuestros valores conscientes. También influye en nuestra actitud hacia las finanzas y las posesiones personales.

Suele ser un momento apropiado para evaluar nuestras relaciones íntimas, sin embargo será necesario tener en cuenta la Casa a través de la cual transita Venus mientras retrograda, puesto que será el ámbito para contactar con nuestros sentimientos más hondos y subjetivos, con el fin de sentirnos más cómodos y equilibrados con nosotros mismos.

Esta retrogradación nos invita a hacer un viaje a nuestras profundidades, a preguntarnos cómo nos relacionamos con la belleza, el dinero, la capacidad de generarlo, y nuestra creatividad. Es un buen momento para considerar qué sentimos dentro de una relación, ¿de qué forma queremos relacionarnos?, ¿cómo nos valorizamos a nosotros mismos?, ¿nos valorizan los demás?. Situaciones o vínculos del pasado, podrían presentarse para ser revisados.

No es el momento conveniente para contraer matrimonio ni para iniciar trámites de divorcio. Tampoco lo es para realizar nuevas asociaciones o alianzas de negocios, ni profesionales.  Y en la medida de lo posible es aconsejable no iniciar ningún procedimiento legal, ni realizar ninguna intervención de carácter estético, más bien, lo indicado sería esperar a que Venus se ponga directa.

Este período nos brinda una maravillosa oportunidad para mirar hacia atrás y completar los trabajos artísticos y creativos que se habían abandonado, antes de aventurarnos en nuevos proyectos. También nos beneficiaremos si revisamos los asuntos financieros del pasado, evaluando las ventajas y las contras de nuestras acciones, para establecer formas mejores de equilibrar nuestra economía en el futuro.

La fase de Venus retrógrado durante el año 2018 será: Del 6 de octubre al 17 de noviembre, de 10º50’ de Escorpio a 25º15’ de Libra.

Venus retrogradando por Escorpio, nos induce a internarnos en nuestras profundidades emocionales, a recorrer nuestros abismos y a rescatar tesoros ocultos. Habrá una revisión sobre el tema del poder en las relaciones, ¿manipulamos o somos manipulados, qué recursos utilizan o utilizamos para ello?  Será importante entender de qué manera podemos trasmutar y liberarnos de emociones destructivas, tales como los celos, la obsesión, el sentido de posesión, el orgullo, los prejuicios y la comodidad. El sexo y el dinero serán temas fundamentales.

El 1 de noviembre, Venus en su retrogradación ingresa en Libra, uno de sus domicilios, por lo que será una fase de mayor armonía y equilibrio. Sin embargo será fundamental aprovechar este tránsito para observar nuestras dependencias en las relaciones y entender de qué manera podemos conservar nuestra independencia y autonomía mientras construimos un vínculo amoroso.

 

MARTE

Este planeta retrograda cada dos años por un lapso aproximado de 80 días.

Marte, el Dios Ares en la mitología griega, simboliza la fuerza vital que nos impulsa a la acción para desarrollar la autoexpresión. Considerado el planeta más activo en lo que se refiere a dirigir hacia  afuera la energía solar, representa el deseo de “ser” mediante la voluntad, el coraje, el espíritu de lucha, la resolución, la intención, la sexualidad, y a veces la ira o la pasión desenfrenada.

Marte nos impulsa a nuevos comienzos, nos saca de la rutina, nos mueve a la acción, pero cuando está retrógrado, su energía se torna más introspectiva, se “internaliza”, por lo tanto la acción hacia afuera pierde fuerza y no es el mejor momento para iniciar actividades que exijan un gasto constante de energía. Más bien, es un tiempo de reflexión, para crear estrategias y diseñar la mejor forma de emprender la acción en cuando Marte haya retomado su movimiento directo (28 de agosto).

De alguna forma, esta posición nos obliga a detenernos y a revisar la manera en que hemos encarado las acciones pasadas, para asimilar la experiencia y canalizar la fuerza con mayor sabiduría. Nos brinda la posibilidad de organizar nuestra propia energía, para no desperdiciarla y para que sea realmente productiva.

Es un momento para observar nuestra irritabilidad e impaciencia, y sobre todo para revisar las situaciones que estén frustrando nuestros impulsos. La energía mal canalizada genera un accionar imprudente e impetuoso que nos hace más propensos a sufrir accidentes, rompimientos, y peleas, por lo que es necesario observarse para aprender a conducir la propia fuerza.

Marte retrógrado en tránsito estimula la actividad interna, lo que puede manifestarse como inquietud o deseo de generar un cambio. Es una fase excelente para planificar la acción de proyectos importantes, para reorganizar aquello que estuviera pendiente o para dirigir la energía hacia una actitud más introspectiva, pero no es momento para iniciar la acción.

Aprender a usar constructivamente las fases retrógradas, constituye una oportunidad para volver a delinear nuestros pasos, haciendo las correcciones necesarias.

La fase de Marte retrógrado durante el 2018 será: del 27 de junio al 28 de agosto, del 9º13’ de Acuario al 28º37 de Capricornio.

 

Marte retrogradando por Acuario impulsará la energía mental, focalizándose en el mundo de las ideas, en particular las que sean poco convencionales. Se buscará planificar acciones de manera creativa y fuera de lo común, que sean originales e innovadoras y las que se puedan desarrollar con libertad e independencia.

A partir del 19 de agosto Marte retrógrado ingresará en el signo de Capricornio, y orientará sus impulsos de manera más práctica, facilitándonos organizar nuestros proyectos con mayor disciplina. Se combinan fuerza, ambición y coraje junto con una paciente persistencia para crear estrategias de acción en pos de alcanzar objetivos concretos. Es un excelente momento para proyectar la forma en que deberá conducirse la energía para alcanzar logros personales. El impulso se orienta a satisfacer las ambiciones profesionales mediante una mejor capacidad de gestión y sentido común.